miércoles, 14 de julio de 2010

Buttercream Suizo

Durante años he conocido a Paula, una chica que lleva un quiosco a la puerta de casa, una mujer luchadora del día a día, una mujer especial. Hace dos semanas atrás, cuando fui a tirar la basura ví que tenía un mueblecito en fucsia de plástico, con cajones transparentes (de las chuches). Estaba esperando a que llegara alguien que le diera uso ... aysssshhh cuando lo vi ... no podía creer lo que Paula tenía guardado, para ella cajitas de chuches ... para mí, un mueble adecuado para guardar los tintes,esencias, azucarillos de formas y colores, herramientas, cortadores para tartas y galletas, vamos ... un uso de lujo.
Hoy cuando me he puesto a hacer una tartita para Rosita, me he dado cuenta lo importante que es tenerlo todo organizado en la cocina, mucho de lo cual tengo que dar las gracias a Paula ... he hecho una tarta en un pispás.
Tenerlo todo organizado en cajones individuales, es un lujazo. Necesitar, sacar y recoger es sencillísimo ... todo a su cajita, al mueble y listo.
Por todo ello quiero dedicarle una mención especial a este almita que tantas horas, meses y años dedica a su quiosco, para sacar a sus niños adelante, además de ayudar al que pasa por su lado. Por tí Paula. 


Ingredientes:
150 gramos de clara de huevo pasteurizadas (compro un botecito en Mercadona, que tiene 300 gramos).
300 gramos de azúcar fino (la hice en el Thermomix y se disolvió muy bien)
450 gramos de mantequilla, a temperatura ambiente y en trozos.
Aroma de vainilla o limón

Preparación:Poner una olla con agua al fuego para montar las claras de huevo y el azúcar al baño maría, en un cuenco hasta que el azúcar se haya disuelto y la mezcla esté bien caliente.
Vierte la mezcla en otro cuenco (frío), o si tienes un robot de cocina, en el cuenco correspondiente.
Bate la mezcla a alta velocidad hasta que quede montada y forme picos estables (tarda unos 10 minutos).
El merengue tiene que enfriarse lo suficiente como para que la mantequilla que vamos a añadir en el siguiente paso no se funda.
Añadir la mantequilla en pequeños trozos, poco a poco, sin dejar de batir a baja velocidad. Puede aparecer un poco grumosa,  sigue mezclando los grumos desaparecerán. Cuando la mantequilla esté bien incorporada a la mezcla, subir a una velocidad mayor y seguir batiendo la crema hasta que presente un aspecto cremoso y suave.
Añadir la esencia (yo puse de vainilla).



Esta crema es ideal para rellenar las tartas de fondant. Se puede congelar con lo que se ahorra mucho tiempo a la hora de elaborar una tartita cualquiera.
 
Nota: aconsejo utilizarla a temperatura casi ambiente, porque al tener mantequilla y estar en el frigo, la crema se endurece y es menos manejable. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Muchísimas gracias por dejarme tu comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...